Entonces, ¿quiéres una revolución?

Publicado: 28 julio 2010 de Amado Sosa en Reflexiones

El otro día revisando uno de mis blogs favoritos, encontré el siguiente artículo que me gustó bastante y el día de hoy se los comparto.

Amado Sosa

Entonces, ¿en verdad quieres una revolución? Te lo pregunto a ti que estás cansado de tanta pendejada y tienes espíritu de Adelito. Quiero que estés bien consiente sobre lo que quieres ya que todo en este mundo de alguna manera se puede lograr; te pido que consideres las preguntas que te hago a continuación.

En una cosa estamos de acuerdo, desde siempre este país ha tenido gobiernos descompuestos y al día de hoy nos encontramos atrapados en la democracia ficción, que más bien parece una aspirina para legitimar incompetencia y corrupción.

Primero, espero que tengas un arma y que no seas un delincuente. Si no tienes pistola o rifle de asalto, espero que por lo menos tengas un machete o ya de plano suficientes palos de escoba, tal vez puedas fabricarte una lanza. Si de plano no tienes armas, ¿dónde las consigues? Podrías empezar por contactar a Jaime, ya ven que supuestamente cuenta la leyenda urbana que su negocio es traficar armas. Solo asegúrate de tener mucho efectivo, no creo que esté dispuesto a financiarte.

Segundo, tú sabes que el ejército mexicano solo tiene recursos para 12 días de combate continuo. Ya tienes una idea sobre quien será la carne de cañón para esos 12 días de revolución. ¿Quién lo decidirá? ¿A qué glorioso líder vas a seguir hasta el final? Solo espero que la promesa de vida eterna venga acompañada por 40 vírgenes en el paraíso y un par de tenis de 800 dólares.

Después de esos primeros doce días, ¿quién va a contener a la plebe? ¿Cómo apagas el incendio? De una cosa estoy seguro, una tiranía siempre es mejor que la anarquía y ambas opciones son peores a lo que hoy tienes por gobierno. Además, en un incendio es muy probable que todas las ratas hayan huido antes de que comenzaran las flamas. Las ratas son animales con un alto instinto de supervivencia y seguramente regresaran cuando se apague el fuego.

De igual manera espero que estés consiente que el gobierno debe seguir. El gobierno es un mal inherente de la naturaleza humana, habrá un nuevo presidente, nuevo congreso, nuevas leyes, etc. ¿Qué será diferente en este nuevo sistema? ¿Cuál es el plan concreto para que ese nuevo sistema sea mejor a lo que actualmente tenemos? ¿Cómo eliminaremos de un manotazo nuestra costumbre por la corrupción?

Acaso en ese nuevo sistema por fin estarás dispuesto a pagar tus impuestos debidamente. Estoy hablando de todo aquel ciudadano que no paga impuestos bajo miles de argumentos y que declara estoicamente que “paguen impuestos los jodidos y los pendejos”. Yo sé que quieres un gobierno que todo lo arregle, que todo lo pueda, pero por si no lo sabes ese gobierno necesita dinero, mucho dinero… para seguridad social, seguridad publica, educación, infraestructura, etc.

Finalmente, ¿después del fuego como vas a reconstruir tu hogar? ¿Existe calidad en el material humano para conseguirlo? Yo no veo a un país educado, veo grandes cantidades de personas mal preparadas y con ninguna oportunidad o motivación por educarse. Un país como el que soñamos comienza en la educación de la MAYORÍA. La educación y el aprovechamiento de los talentos de una población son la base para el bienestar de la misma.

Después de todas estas preguntas. ¿Aun quieres una revolución?

Entonces empieza ya, apaga la televisión, salte del Internet, apaga el X-Box o lo que estés jugando, corre, corre rápido que vamos a empezar. Vamos a hacer algo revolucionario, tal vez te consideren un loco.

Comencemos recogiendo la basura frente tu casa que por meses enteros estuvo tapando las coladeras, tal vez quieras limpiar el parque de tu vecindario o quizás te ofrezcas para repintar alguna barda llena de publicidad de la última campaña política. Tal vez quieras leer un libro, ese libro que algún día ibas a leer y que aún no lo has hecho. Tal vez algo más simple y por fin hagas la reparación del baño que lleva meses goteando. Tal vez solo el día de hoy le hagas más caso a tu hijo y lo ayudaras a terminar la tarea. Tal vez hoy por fin hagas lo que tu mamá te pidió hace meses y que ya se canso de recordartelo. Tal vez hoy no seas un animal tras el volante y cedas el paso. Tal vez hoy no seas un gandalla. Tal vez hoy no digas que tienes hueva. Tal vez hoy busques una manera de no perder el tiempo y aprovecharlo, tal vez… hoy decidas dejar de ser el pasajero y tomar el control, mostrar iniciativa y créanme todo esto es suena tan sencillo pero por alguna razón es más fácil decirlo que hacerlo, tenemos lo que nos merecemos.

Vía: HECF

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s