Todos contra uno

Publicado: 21 octubre 2010 de Amado Sosa en Lic. Ubaldo Orozco

No quedó contento con el cuento: que su Lulú sí lo leía y había hablado con las mujeres para que los maridos le pusieran atención y no lo interrumpieran. Si algo dijo fue que aparentaran interés. A las mujeres les fascina aparecer como las buenas de la película. Ya está bien de salud, pero no para de quejarse, quiere ser el centro de atención. La mártir. Pero ya agarré fuerza para aguantarla unos meses más.

Gente de los medios, capitostitos políticos. Todos contentos. Ante tanta presión y tantas impugnaciones judiciales, se habla de más de 50, se deshizo la alianza Televisa-Nextel y no participaran juntos en el mercado de teléfonos celulares. Un negocio que se le va a Televisa. También se le dio una buena sacudida a su alianza con el gobierno azulato. Era un regalo para hacerlos cómplices en las próximas elecciones. Hubieran sido imparables. 6 años más de la misma parálisis.

Pocos, nomás los de casa, han salido a la defensa de la alianza y del servicio que prestaría. Se mantiene el monopolio telefónico de la TT de México, Telmex y Telcel, Slim gana otra batalla. Se cierran las posibilidades de competencia y con ello un mejor y más barato servicio. Y se asegura el retraso tecnológico.

Don Puro grita que nuestro sistema legal es insuficiente. No puede subsistir un país en el que un acto concreto de gobierno admite más de 50 juicios en contra. En este caso la actividad gubernamental queda a la voluntad del rival que se ve perdedor. El país se paraliza.

El otorgamiento de la licencia se hizo ver, por políticos y los medios, cómo un enfrentamiento entre dos poderes. Azcárraga queriendo invadir el carril de Slim, como éste ha intentado invadir el de la televisión. ¿Es la ley una simple máscara para ser utilizada por los capos de la economía para dirimir sus luchas de dinero o poder? Así nos han dejado ver la ley. Y es insuficiente un estado en el que no importa la sociedad civil. Este olvido terminará en la desesperación de algunos. Y los frutos de ésta dañan parejo: pobres y ricos. México luce cada vez más chico. No hablaste, Ludovico. Habrá tiempo, mientras oye mi primer mandamiento:

Disminución inmediata en un 40% del presupuesto de los congresos federal y estatales, de institutos electorales y de los partidos políticos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s